Últimas noticias

sábado, 6 de septiembre de 2008

Chuf chuf


Sinceramente no viajo en tren así es que mal podría hablar del tema, solo tengo el recuerdo de mi abuelo ferroviario, peronista de la Fraternidad en Mendoza, del cual escuché por primera vez la palabra socialismo;
recuerdo los viajes en tren cuando era niña, años 71, 72, 73 por ahí, íbamos a San Rafael, al sur de Mendoza a la casa de mi tía en vacaciones, cosa que era bárbaro para mí ya que pasábamos con mi prima todo el día jugando;

ese tren guarda recuerdos hermosos, de mi abuela haciéndonos ir 4 horas antes a la estación por la dudas no perdiéramos el tren, de los sabores mezclados del té casi hirviendo con el vaso plástico, inolvidable...

Ahora lo veo por tv, lo leo en el diario...no tengo necesidad de viajar pero cómo me gustaría repetir esas experiencias...

leo por ejemplo en el diario Sur del 10 de Agosto que se necesitan entre 15 y 20 años, y 10.000 millones de dólares para reconstruir el sistema ferroviario, un regalo más que nos dejaron las privatizaciones,...y decisión política.

Consultado por ese diario Alberto Müller (Plan Fénix) dice: "Lo que puede asegurarse es que difícilmente se encuentren inversores privados dispuestos a colocar las sumas que el ferrocarril requiera para alcanzar un nivel de tráfico que justifique su existencia. Esto implica que habrá involucramiento estatal, como mínimo en el financiamiento. la operación puede plantearse como empresa pública o mixta".
Acerca de los fondos dice: "Una parte podría provenir de la imposición sobre las exportaciones de granos, que se verían beneficiadas por un mejor servicio de cargas. Otra parte podría financiarse a través de un impuesto a los combustibles, que equipare el servicio que obtiene el usuario vial al costo de provisión de infraestructura. Estas dos fuentes podrán proveer no menos del 50% de los recursos. El resto se originaría en rentas generales".

- En 1992 Menem, a
través de la Ley de Reforma del Estado, consolida el marco jurídico para la
privatización de los ferrocarriles argentinos. La estructura ferroviaria
nacional quedó prácticamente desmantelada.
- En 1999 la Alianza acentuó la política de la década anterior y se liquidó
Ferrocarriles Argentinos en un proceso de dudosa legalidad.
- En 2002 Duhalde promulga el decreto
de “Emergencia Ferroviaria”, dentro del marco de la Ley de Emergencia Económica
(29.561) no para revisar las concesiones, como autorizaba dicho instrumento,
sino para disminuir las obligaciones de los Concesionarios y aumentar las del
Estado, por lo que se condonan las deudas y multas a los concesionarios
privados. Se les perdonan inversiones no realizadas que ascienden a 450 millones
de dólares.

Hoy a pesar que se recuperó el servicio ferroviario de pasajeros de Buenos Aires - Rosario; Santo Tomé - Santa Fe; Buenos Aires - Roque Pérez - Saladillo - General Alvear; Buenos Aires - La Banda - Tucumán; Villaguay - Basavilbaso;
se rehabilitaron 2.500 kilómetros de vía y los talleres ferroviarios de La Plata (Buenos Aires) y Tafí Viejo (Tucumán) y se inició la reconversión del Ferrocarril Belgrano Cargas,

no alcanza.... Necesitamos Un Plan,

creemos que el Estado debe recuperar el rol de "planificador estratégico" en este tema, en el marco de un modelo económico,

sabemos que el proyecto es inmenso, entendemos que las tarifas deben mantenerse bajas, que el Estado las está subsidiando para que eso ocurra,

sabemos que son muchos los aspectos que deben tenerse en cuenta, creemos que hay personas capacitadas para realizarlo...

2 comentarios:

Mauri dijo...

Excelente informe Gladys, buenismo, lo linkeo.
http://derekdice.blogspot.com/2008/09/paginas-web-para-todos.html

Gladys dijo...

Gracias Mauri, saludos!

Latinoamerica // telesurtv.net

Instantáneas de "El Campo"